Ayúdanos a ayudar

Si tienes la intención y la voluntad de hacer parte de algo positivo pero no sabes dónde, cómo ni cuándo, no te preocupes, nuestros equipos de voluntarios y colaboradores te ayudarán a ver la vida de una manera más positiva mostrándote cómo usar tus dones para mejorar tu calidad de vida y de quienes los necesitan.

Nuestro compromiso

Cambiar la forma de ver noticias enfocándonos en una connotación positiva, con la finalidad de mejorar el día a día de nuestros lectores cansados de recibir cargas negativas de noticias que generan frustración, dolor y rabia.

Redes sociales

Síguenos en nuestra redes sociales y mantente al tanto de nuestros voluntariados.

 
 
 
 
   

 




Siente positivo

1,353 visitas Marzo 27 de 2019 09:05



Luz Haro, la ecuatoriana que lucha por el empoderamiento de la mujer rural


LuzHaroPrincipal.jpg

© Luz Haro


Terminó la primaria siendo adulta, el bachillerato a los 45 años de edad. Su licenciatura a los 52, un magíster en Dirección y Gestión Pública a los 65 y a sus 70 se inscribió para aprender inglés. Todo esto siendo una activista de igualdad de género de origen campesino.






“Hello, I am Luz Haro, I am 70 years old woman from Ecuador and I want to learn English”, es la frase habitual estos días al conversar con doña Luz Haro, quien está a las vísperas de su septuagésimo onomástico y se ha propuesto la ardua tarea de aprender un idioma extranjero.

		  

En la parroquia Matus del cantón Penipe, nació Luz Haro Guanga el 1 de abril de 1949 en el seno de un hogar de campesinos de la serranía del Ecuador. Nadie se imaginaría que con el paso de los años y venciendo paradigmas, miedos, límites sociales, e inclusive prejuicios se convertiría en constructora de igualdad de género en Ecuador y en varios países de América Latina y el Caribe.

		  

Mi madre, es la mayor de nueve hermanos, ello significó que debía encargarse de tareas propias del hogar, tales como trasladar agua desde una laguna a 800 metros de su casa con el fin de abastecer del líquido vital a la familia entera. Un páramo de 2900 metros tampoco fue impedimento para que acompañara a su padre a hacer carbón, 10 grados de temperatura eran nada cuando labraba la tierra que daba de comer a sus parientes. Cuenta que sus hobbies de niña no fueron las muñecas ni “jugar a la casita”, sino recoger leña para el carbón, alimentar a sus cuyes y conejos que formaban parte del patrimonio familiar. Asimismo, como en la mayoría del campo ecuatoriano, a la edad de 8 años ya tenía que hacer trabajos para otras personas para así ayudar a sustentar su casa.

Luz Haro Guanga en su primera clase de inglés, a pocos días de cumplir 70 años.

		  

“Tuve una infancia dura, no puedo decir que fue desdichada, pero sí muy dura, como la infancia de las niñas del sector rural”, sostiene Luz. Así como sus tareas en el hogar eran duras, iniciar su educación también resultó cuesta arriba. Le tocaba caminar diariamente rutas de más de 2 kilómetros. Comenta que la estación lluviosa era la época más difícil porque el río crecía mucho. “Me tocaba caminar descalza. Yo no conocí los zapatos sino hasta los 12 años”, relata.

		  

“Para aprender algo hay que quemarse la pestañas si es necesario”, Luz no comprendía esta frase hasta cuando la vivió en carne propia cuando al carecer en su casa de energía eléctrica tenía que culminar sus tareas de la escuela a la luz de una lámpara de queroseno cada noche.

		  

Al cumplir 13 años, su familia atravesó escasez económica, aquello obligó a cambiarse de pueblo y significó para ella sacrificar las aulas. Su madre estaba pensando entregarla en matrimonio a un señor vecino de unos 50 años y así poder ablandar la situación económica que estaban pasando. Su padre le preguntó qué pensaba sobre la decisión de su madre y ella respondió: “yo no quiero, yo me quiero ir de aquí. ¡Ayúdeme!”. A tiempo apareció su antigua maestra, quien conocía la situación, y en el periodo de vacaciones escolares se la llevó a Quito, la capital del país, donde conoció una congregación de religiosas que administraban un colegio privado. Allí trabajó por 8 años en tareas de limpieza. El sueldo que ganaba le servía para enviar a su familia que estaba en el campo.

Certificado de Auxiliar de Enfermería.

		  

Después se desempeñó como empleada doméstica en la capital. En las tardes asistía a una escuela para adultos y logró culminar la instrucción primaria. Su preparación traspasó barreras que ella no imaginaba, tomó un curso de ‘Auxiliar de Enfermería’ por correspondencia, y así pudo obtener trabajo en una clínica.

		  

Luego mi madre conoció a don Guido Valencia y tuvo que elegir entre el amor y su trabajo. Apostó por la carrera más dura y satisfactoria, ser esposa, ama de casa y madre. Las aulas y su trabajo independiente quedaron relegados por su matrimonio y 3 hijos. Se trasladó con su familia a Riobamba, capital de la provincia de Chimborazo. Su esposo se desempeñaba como taxista y a su vez tenían una tienda de víveres, ingresos de los que subsistían.

Con mi madre, en la clausura de la escuela de formación de líderes rurales en Puyo, Ecuador.

		  

A los 35 años sintió deseos de hacer los estudios secundarios y sus hijos menores la apoyaron encargándose del negocio familiar hasta que volviera de sus clases diarias. Las dificultades económicas obligaron a la familia a mudarse a Fátima, parroquia rural del cantón Puyo, en la Amazonía ecuatoriana. Después de varios años en la ciudad, volver al campo fue una decisión difícil. Nuevamente, sus estudios quedaron en segundo plano.

Luz Haro durante su intervención en el 62 periodo de la Comisión de la Condición Social y Jurídica de la Mujer en la ONU en Nueva York.

		  

No haber culminado el secundario jamás fue impedimento para que ‘mamita Luz’, como la llama la comunidad por cariño, fundara una asociación dirigida hacia las mujeres. De hecho, le dio fuerzas para culminarlo años más tarde y graduarse como la segunda mejor de su promoción. Era agricultora, ama de casa y lideresa social a la vez. ¡Toda una mujer empoderada!

		  

En 1990 fundó la ‘Asociación de Mujeres de Fátima’, con el fin de empoderar a la mujer amazónica ecuatoriana. A través de esta organización sin fines de lucro y con el auspicio de varias entidades, desde 1996 se vienen desarrollando ‘Escuelas de Formación de Mujeres Lideresas Rurales de la Amazonía’ en las que priman temáticas como la autoestima, empoderamiento femenino, derechos de las mujeres y su participación política, violencia de género, trabajo y producción, las TIC’s y la mujer rural.

		  

Su amor por educar a la gente a través de talleres, encuentros comunitarios y mesas redondas le llevó a estudiar una Licenciatura en Ciencias De La Educación con mención en Administración Educativa en la Universidad Tecnológica Equinoccial (UTE) a distancia. Los cybercafés del Puyo fueron los más visitados para realizar sus tareas y cumplir con los horarios que requería el estudio. Se recibió como Licenciada en 2007. A partir de ahí, no se ha detenido.

		  

En 2009 y 2011 obtuvo 2 diplomados sobre Desarrollo De Proyectos y Tecnologías en la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (FLACSO) Ecuador. En 2010, fue elegida como Consejera alterna del Consejo Nacional Electoral de Ecuador, mediante concurso público. En 2012, organizó con la Asociación de Mujeres de las Juntas Parroquiales Rurales de Ecuador (AMJUPRE) el III Encuentro de Mujeres Rurales de América Latina y El Caribe (III ENLAC). En 2016, obtuvo un Magíster en Dirección y Gestión Pública Local en la Universidad Carlos III de Madrid y la Universidad Menéndez Pelayo de Granada España en convenio con la Unión Iberoamericana de Municipalistas, durante la III Cumbre Iberoamericana de Agendas Locales de Género celebrada en Santiago de Chile. Actualmente, se desempeña como Consejera Directora de la Unión Iberoamericana de Municipalistas (UIM) por Ecuador. En 2017, fue parte del directorio que organizó del IV ENLAC desarrollado en Panamá.

		  

Fue presidenta de la Junta Parroquial Rural de Fátima por elección popular. Se ha desempeñado como Presidenta Fundadora de la Asociación de Juntas Parroquiales Rurales del Ecuador-Pastaza, Directora Fundadora del Consejo Nacional de Juntas Parroquiales Rurales del Ecuador, Fundadora y Directora de la Asociación de Mujeres de Juntas Parroquiales Rurales del Ecuador. Promotora de la celebración del 15 de octubre: Día internacional de las Mujeres Rurales.

		  

Sus raíces, le han llevado durante 30 años a trabajar en el sector rural, especialmente por las mujeres rurales quienes sufren discriminación por su género, condición socioeconómica y escolaridad. Luz Haro no solo ha recorrido los pueblos y ciudades del país llevando su mensaje de igualdad de oportunidades, derechos y deberes entre hombres y mujeres, sino que ha cruzado fronteras hacia el Caribe y España.

		  

En marzo del 2018, durante el 62° periodo de la Comisión de la Condición Social y Jurídica de la Mujer de la Organización de Naciones Unidas (ONU) en Nueva York, planteó la declaratoria de la “Década de las Mujeres Rurales” con el objetivo de establecer políticas de atención prioritaria en ámbitos de carácter social, económico y político para garantizar su participación en una real y efectiva igualdad de oportunidades.

		  

Luz sostiene que “al no tener educación, la gente cree que la pobreza y las desigualdades sociales son naturales”. Su decisión de volver al entorno rural fue compensado al trabajar uniendo a mujeres de toda etnia, sin importar su credo o religión, edad, nivel de estudios, en otras palabras, sin discriminación.

		  

“Sin mujeres no hay democracia” repite sin parar cuando diserta una charla. Eso es lo que sigue sembrando cada día por donde va.

		  
		  




ARTÍCULOS SUGERIDOS

 #Trashtag Challenge, el reto viral que está logrando limpiar la basura de las playas

 Teatro que transforma vidas: la misión de Johana Bahamón

 Justin Timberlake visita a hospital de niños con cáncer

 #10YearsChallenge: una oportunidad para concientizar sobre la anorexia y la bulimia

 Jóvenes sorprendieron a más de 1.000 familias santaneras con mercados y regalos

 Un delicioso almuerzo, música y Junior campeón: la Navidad que disfrutaron habitantes de calle de Barranquilla

 La victoria de Blanca

 Bill Gates presenta un inodoro que funciona sin agua y transforma heces en abono

COMENTARIOS DE NUESTROS SEGUIDORES


















Sandra chaango
Un ejemplo y orgullo para el Ecuador a hecho historia
Guido Valencia Haro
Colaborador
Publicaciones:1
Fuente:SentirPositivo
http://www.sentirpositivo.com
Publicaciones recientes

Redes Sociales

Productos Sentir Positivo

  • Buso blanco SP

    Fabricante : Sentir Positivo

    Contacto : productos@sentirpositivo.com

    Disponibilidad : SI

    Valor unidad : $40000

    Valor mas envio: $48000

    Buso blanco

  • Buso negro SP

    Fabricante : Sentir Positivo

    Contacto : productos@sentirpositivo.com

    Disponibilidad : SI

    Valor unidad : $40000

    Valor mas envio: $48000

    Buso negro

  • Chaleco negro SP

    Fabricante : Sentir Positivo

    Contacto : productos@sentirpositivo.com

    Disponibilidad : SI

    Valor unidad : $120000

    Valor mas envio: $128000

    Cheleco negro acolchado

  • Chaleco rojo SP

    Fabricante : Sentir Positivo

    Contacto : productos@sentirpositivo.com

    Disponibilidad : SI

    Valor unidad : $120000

    Valor mas envio: $128000

    Cheleco rojo acolchado

  • Gorra blanca SP

    Fabricante : Sentir Positivo

    Contacto : productos@sentirpositivo.com

    Disponibilidad : SI

    Valor unidad : $25000

    Valor mas envio: $33000

    Gorra blanca

  • Llavero metal SP

    Fabricante : Sentir Positivo

    Contacto : productos@sentirpositivo.com

    Disponibilidad : SI

    Valor unidad : $10000

    Valor mas envio: $15000

    Llaveros de metal

  • Llavero tela SP

    Fabricante : Sentir Positivo

    Contacto : productos@sentirpositivo.com

    Disponibilidad : SI

    Valor unidad : $10000

    Valor mas envio: $15000

    Llaveros de tela metal

  • Sueter mujer blanco SP

    Fabricante : Sentir Positivo

    Contacto : productos@sentirpositivo.com

    Disponibilidad : SI

    Valor unidad : $30000

    Valor mas envio: $38000

    Sueter blanco

  • Sueter mujer negro SP

    Fabricante : Sentir Positivo

    Contacto : productos@sentirpositivo.com

    Disponibilidad : SI

    Valor unidad : $30000

    Valor mas envio: $38000

    Sueter blanco

  • Tasa blanca SP

    Fabricante : Sentir Positivo

    Contacto : productos@sentirpositivo.com

    Disponibilidad : SI

    Valor unidad : $10000

    Valor mas envio: $15000

    Tasa blanca